Marousi tiene dos caras: verde zona con parques, tiendas y casas, y a la vez franja comercial con oficinas multinacionales y centros comerciales. En los últimos años, a pesar de las dificultades por la crisis, se ha instituido como destino de diversión. Es famosa por sus locales y aquí encontrará espacios con un carácter peculiar, bares de estilo para tomar un vino, café o especialidades caseras, tabernas tradicionales, restaurantes con cocina ethnic y bares con música en vivo.