La mayoría de los campos en Atenas son públicos, es decir, abiertos para todos y de uso gratuito. Todos los barrios disponen de campos de fútbol y baloncesto. Algunos municipios tienen instalaciones deportivas organizadas en las que se incluyen campos de tenis, volley, tanto abiertos como cubiertos. En algunos casos, antes de usarlos se necesita hacer una llamada para reservarlo o una visita a un médico para certificar el buen estado de salud.